TRAINING SANAR LA RELACIÓN CON LA MADRE

Entrenamiento de especialización

Sumergimiento de tres días para purificar las imágenes internas en el vínculo con la madre.

  • En estos tres días de sumergimiento adquirirás una batería de herramientas para trabajar a nivel curativo la relación con la madre, con el objetivo principal de alcanzar un lugar sano y sabio que permita facilitar centradamente procesos de transformación y por supuesto desarrollar la propia vida con entereza y serenidad.

 

  • Enraizaremos el lugar de la mujer adulta al reordnar la relación con la madre, de esta forma todo el resto de relaciones, incluyendo los vínculos facilitador- participante o terapeuta- paciente se alinean en un orden sano que nutre a las partes. Por lo tanto, esta es una oportunidad tanto si se desea vivir un proceso terapéutico a gran escala como si deseas aprehender herramientas para aplicar con otros.

 

  • Trazaremos un mapa claro acerca del camino curativo hacia la propia madre, para reconocer dónde se encuentra cada participante, y hacia dónde es necesario moverse para continuar reacomodando en el alma este vínculo trascendental. A través de los días se busca que los puntos que nos debilitaban de la relación con la madre, nos otorguen una nueva fuerza.

 

  • En síntesis este entrenamiento nos conduce al centro y origen de la salud en nuestra existencia. Pues desde el sanar la relación con la madre, es posible transformar la relación con la propia vida, llegando a maternarte desde un espacio adulto sano, luminoso y sabio.

Reordenar la relación con la madre es un comienzo clave cuando se decide encaminarn hacia un espacio terapéutico una vez que somos adultos, ya que recorrer el camino de regreso hacia ella, es un viaje de retorno al corazón. En ese tránsito, podemos recuperar el amor al que un día renunciamos desde la niña herida que no se sintió vista o atendida.

De esta forma, sanar el vínculo con la madre, también es despertar en sí la energía de un amor universal que no tiene límites y que lo abarca todo, dejándonos envolver en una compasión genuina que nos conduce ineludiblemente a maternarnos y maternar los espacios de la vida. Esto es, llegar a cuidar nuestros espacios con absoluto aprecio a nosotras mismas, sosteniendo a la niña interna desde el refugio dulce de la madre que habita dentro y que se ha ido construyendo desde cada etapa vital.

Por lo tanto, en este entrenamiento, se trabajará bajo la consigna de que para ser una madre dulce de sí misma primero se debe buscar la reconciliación con la propia madre. Únicamente ordenando la relación con ella, es que se puede llegar a ser una adulta capaz de cuidar, sanar y regenerarse hasta alcanzar la buena salud. Pues, si desde la relación con la madre está impresa la tendencia hacia la salud, todos los procesos terapéuticos posteriores serán fructíferos, por el contario vivenciar procesos de sanación y desarrollo sin dar este esencial primer paso, será contraproducente o en vano, puesto que la relación con ella es el piso sobre el cuál se cultiva la salud.


M I  H I S T O R I A  P E R S O N A L

Desde hace siete años que he comenzado a transitar con notable claridad y fuerza mi propio camino de sanación con el anhelo de llegar a ser una adulta en salud y equilibrio. En esa búsqueda y descubrimiento, puedo reconocer que como psicóloga de la salud  y mujer me he encontrado con un sin fin de rutas disponibles para transitar ¿Cuáles debemos seguir? un día llegó hacia mí el mensaje de continuar por aquellas en que esté presente el amor y el gozo.

De esa forma, en claro que en esta época es posible recorrer muchos caminos, sin embargo, sólo hay uno que construye el piso fundamental sobre el cual luego se cultivan todos los siguientes caminos de sanación, éste es el sanar la relación con los padres, no obstante, el inicio es siempre la madre puesto que al padre precisamos llegar más preparados, ella es nuestra primera relación. Desde dentro de su vientre sentimos el mundo, y desde sus pensamientos y sentimientos es posible sentir a nuestro padre.

La madre puede ayudarnos a llegar más preparados al padre o desde su rabia y dolor, puede cerrarnos las puertas hacia éste. La madre siempre es el gran comienzo y desde traer un nuevo orden a esta relación, adquiero una nueva fuerza creativa en mi vida, dando la base para la construcción de vínculos íntimos sanos.

Desde la revelación de toda esta claridad nació este Entrenamiento como una espacio abierto a toda mujer que se desenvuelve en el área terapéutica o simplemente está en búsqueda de un proceso curativo para sí misma.

Si esto resuena en tu búsqueda ¡Eres inmensamente bienvenida!


He percibido cada vez con mayor claridad que lo todo decisivo para nosotros comienza con la madre. Bert Hellinger

C A R A C T E R Í S T I C A S   G E N E R A L E S

  • Tres días para vivenciar un entrenamiento terapéutico intensivo, diseñado especialmente para la sanación de la relación con la madre. Un total de 3 módulos distribuidos en 20 horas de trabajo presencial, grupal e individual.
  • El presente proceso vivencial, práctico y fenomenológico es el entrenamiento de una actitud terapéutica, que guía a cada participante a encontrar su propio rol sano de ser facilitadora de los procesos de otros, y sobre todo, reconocer el modo de ser facilitadora y madre de la propia vida adulta desde el desarrollo de una capacidad innata de maternarse saludablemente.
  • Al inicio del Entrenamiento recibes un manual impreso que contiene contenidos y pautas de ejercicios, además de otras actividades complementarias y bibliografía sugerida que enriquecerán tu posterior proceso de integración, aprendizaje y creación.
  • Al finalizar el Entrenamiento recibes un certificado impreso de cumplimentación de las horas trabajadas que avala haber finalizado satisfactoriamente el proceso de entrenamiento. Para ello se requiere 100% de asistencia durante los tres días.
  • Es importante que sepas que los tres días serán absolutamente contenidos y cuidados por la facilitadora del entrenamiento, reservando en secreto profesional todo lo acontecido en sala.
  • Las vivencias y ejercicios serán autorregulados por cada asistente, por lo que cada participante profundiza hasta el nivel donde se lo permite y está preparada para mirar ampliamente, siguiendo la pauta interna y la consciencia activa de la propia sabiduría y capacidad sanadora.

B A S E S   T E R A P É U T I C A S 

  • Constelaciones del espíritu de Bert Hellinger.
  • Psicogenealogía desde Ann Ancelin Shutzenberger.
  • Autoras complementarias: Clarissa Pinkola Estes, Christiane Northrup, Maureen Murdock.

 P R O G R A M A   D E   E S T U D I O S

Módulo I

En el primer módulo, a modo introductorio obtenemos una visión clara acerca de la forma en que el arquetipo de la madre vive dentro nuestro, influenciando nuestra forma de maternar la vida hoy día. Desde ello hacemos un recorrido desde la gran madre concebida y venerada desde tantas culturas ancestrales, hasta la recuperación de la madre sagrada en nuestros días.

  • La gran madre antigua. La regeneración.
  • Arquetipos de la diosa madre que nos sanan.
  • Las madres ancestrales.
  • Los cuentos terapéuticos para sanar la relación con la madre.

Módulo II

En este segundo módulo te hablo sobre la madre como la gran puerta de la vida, describiendo cada uno de los aspectos de nuestra personalidad, que desde la relación con ella construimos. La madre es el rostro de la vida, como la trato a ella, la vida luego me trata a mí. Así también la madre simboliza nuestra relación con la profesión, el éxito y la felicidad. Pues desde la interacción temprana con ella, comenzamos a construir los cimientos respecto a nuestras creencias y programas más fundamentales para crear la existencia. Recogiendo este estudio, comprendemos que nuestra madre a su vez construyó su visión del mundo desde nuestra abuela materna, y ella lo hizo desde nuestra bisabuela materna. De esta forma podemos ser conscientes de una cadena de mujeres en que se han ido construyendo unas a otras, donde las madres más antiguas entregan y las madres más jóvenes reciben, entre todas ellas yo reconozco mi lugar, frente a ellas soy pequeña.

  • El simbolismo de la madre a lo largo de la vida: La felicidad y el éxito.
  • La relación temprana con la madre y sus implicancias.
  • Las heridas con la madre.
  • Trauma y movimiento interrumpido hacia la madre.
  • El vientre materno: Sanar la herida
  • La abuela materna. La abuela paterna.
  • La memoria de las bisabuelas maternas y paternas.
  • Purificar las imágenes internas en la relación con la madre.

Módulo III

En este módulo te hablo de cualidades importantísimas a desarrollar en la vida adulta: Las capacidades de paternarnos y maternarnos. Por su parte el maternarse a sí misma, tiene que ver con el aprender a decidir saludablemente, de forma que cada elección nos lleve a cuidar la propia vida, llegando a contactar con un conjunto de cualidades que nos coloquen en un centro saludable de nuestra existencia. Así también, tiene íntima relación con llegar a ser madre de nosotras mismas desde un espacio interior sano y contenedor al cual podamos acudir incansablemente, tal como un refugio siempre disponible desde lo invisible.

  • Modelos de maternaje.
  • Claves para despertar la madre sabia y salvaje.
  • Claves para descubrir una auténtica y sana forma de maternarse.
  • Cuentos medicina para aprender a maternarse.

Módulo IV

En esta sección del entrenamiento revisamos las órdenes de la ayuda, claves base para toda participante dedicada a una profesión de servicio. Desde estos pilares adquirimos la idea central de que es clave ordenar la relación con los propios padres, especialmente con la madre, una vez que se decide ayudar a otros.

  • Profesiones de servicio en relación a la madre.
  • Las cinco órdenes de ayuda.
  • Pilares de un facilitador.
  • Prácticas terapéuticas de un facilitador para mantener una sana relación con la madre.