AntepasadosMemorias uterinasSexualidad

R E C O R D A R: Volver a pasar por el corazón y el útero

RE: Volver /CORDIS: Corazón.

Recordar, la medicina del útero y el corazón.

Cuando recuerdo me sé viva, cuando recuerdo traigo a la vida una parte de mí y de mis ancestros hasta ahora olvidada, cuando recuerdo hago consciente lo inconsciente. Cuando recuerdo reconozco que tengo memoria, y la memoria me hace un ser con alma.

Cuando en pleno trabajo terapéutico con las memorias uterinas recordamos algo de nuestra historia biográfica o ancestral, tomamos conciencia de información que estaba a nivel inconsciente, oculta en la sombra.

El volver a pasarla por el corazón, nos permite abandonar el estado de repetición de lo no deseado, por lo que recordar es avanzar una gran parte de nuestro camino terapéutico.

La conciencia de los conflictos que hay tras cada desequilibrio en esta vida es lo que nos puede hacer libres, en el sentido de poder ser y estar  tal como lo sintamos, alejados del estado de esclavitud que nos otorgan los patrones del pasado que repetimos una y otra vez honrando la historia original, de la cual el patrón ha resultado la mejor respuesta ante un conflicto vivenciado por nosotros o nuestros ancestros.

Sin embargo la experiencia de recordar es individual para cada ser y su nivel de conciencia, para la mayoría recordar puede significar la completa sanación de una situación, para otras personas puede ser sólo un paso y para algunas puede no significar nada.

Más allá de todo ello no debemos olvidar:

Lo que niegas te somete, lo que aceptas te transforma (Jung).

La memoria, es un tesoro hermoso que todo ser vivo tiene. Las memorias de los úteros en especial, permanece a nivel energético, físico, mental y emocional en esta zona del cuerpo, independiente de la presencia del útero físico, esta impronta continúa en nosotras.

Es aquella información que únicamente se transmite de madre a hija en la cadena infinitas de mujeres del linaje, por lo que guarda muchos secretos respecto a la vivencia de la sexualidad, y todos los hitos que ella implica: Concepción, gestación y parto, menarquía, menstruación, inicio sexual, vida sexual, embarazo, parto, crianza, amamantamiento, menopausia.

Cuando nos embarcamos a sanar las memorias uterinas, estamos recordando juntas, y en ello recordamos para ser conscientes de lo que somos esclavas, de lo que nos duele, de lo que estamos apegadas, y por sobre todo de lo que estamos repitiendo de la memoria familiar. Siendo conscientes, nos liberamos y avanzamos.

Te invito a recorrer juntas el maravilloso viaje de las memorias uterinas.

Por Ximena Nohemí

Si vas a copiar te pido referir la fuente www.cantarosagrado.cl

Creadora de Cántaro Sagrado, psicóloga y psicoterapeuta dedicada a la investigación y resignificación de memorias uterinas. Le apasiona escribir, danzar, viajar y acompañar a otras mujeres en su proceso de sanación. Es por ello que hoy su trabajo busca sanar la raíz de todo lo que pueda dificultar el máximo despliegue del propio potencial en el presente, para que vivamos en este mundo como mujeres y hombres cada día más en paz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.