InspiracionalSanación femenina

Oda al abismo

Por Benjo Podlech y Ximena Nohemí

 

A la vulnerabilidad

 

Soy una delicada brisa

un sutil aroma del universo

viviendo los misterios del movimiento

me lanzo libre al vacío sin escalera ni cuerda

a veces cuando subo, olvido bajar

y al estar abajo, dejo de mirar arriba.

 

Así, en esta zona de profunda desnudez

de autenticidad y entrega intrépida y plena

vuelvo a cerrar los ojos por miedo a ver,

me abrazo en el aislamiento

que en mi vulnerabilidad respirar se me hace doloroso.

 

Zona de obligada pausa,

Invitación a mirarse, escucharse y acunarse

detenerse sin poder escapar fuera,

la vida amerita la valentía de acurrucar las sombras

más con solo nadar hacia dentro

llueven las preguntas,

me ahogo en las no respuestas

vuelvo a emerger soltando dudas antiguas

para dar lugar a interrogantes que se mimetizan como aprendizajes

¿Qué necesita verdaderamente el alma para continuar el viaje?

 

Débil, sin máscara para esconderme en la fuerza

soy un instante que se sabe efímero

soy un humano que recuerda ser niño

sentirme pequeño, ante tanta grandeza

un grano ínfimo ante la existencia.

 

A ti, energía de la vida,

a ti, maestra de la vulnerabilidad

te agradezco,

más allá del displacer te honro,

más allá de mis interrogantes te abrazo,

tal como tú lo haces al volver a tomarme.

 

Es que renacer es tu fruto,

liberar el peso del pasado,

para continuar mi danza única

liviano y tan sencillo como pueda

de tu lenguaje emerge un nuevo ritmo,

un nuevo idioma, una nueva fuente

y esa esencia acompaña mis andanzas.

 

Madre contenedora

a la vez asesina de certezas,

te mueves como agua y aire,

te adaptas a cualquier forma

para entrar en quien necesite crecer

y expandir las células a nuevos lugares.

 

Eres fuego que quema más allá del control,

tierra que siembra lo verdadero en el interior

eres ofrenda a la humanidad limitada

y también versos de búsqueda de sentido

que traen un resabio de tranquilidad olvidada.

 

Fuerza de la vida para seguir en el corazón,

eres libre y libre nos haces al caminar en ti

sólo te ofrendo lo que llevo dentro mio

Y sólo te prometo ante la vida y las estrellas

más allá de toda vulnerabilidad experimentada

continuar caminando con el corazón y las manos abiertas

entregando todo lo que lleve en el viaje de mi alma.

Creadora de Cántaro Sagrado, psicóloga y psicoterapeuta dedicada a la investigación y resignificación de memorias uterinas. Le apasiona escribir, danzar, viajar y acompañar a otras mujeres en su proceso de sanación. Es por ello que hoy su trabajo busca sanar la raíz de todo lo que pueda dificultar el máximo despliegue del propio potencial en el presente, para que vivamos en este mundo como mujeres y hombres cada día más en paz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.